miércoles, 29 de marzo de 2017


              


   VITRAL  TEMBLOROSO

 
Así te imaginabas el encuentro
con el eco sombrío de la nave,
crepúsculo filtrado por las grietas
de tu sola ansiedad,
testigo impuro
que fue dulcificando su presencia.
Qué lenta palidez,
qué débil ascua
la del vitral oculto entre tus ojos
sin un perfil exacto.
Cuánta huida
para el místico azul que retrataba
una figura sola
por la nave envolvente, donde apenas
llegaron a tallarse sus desnudos
con un temblor de oro,
sin alzada.


                                          (de VOZ MEDIANTE, 2006)

martes, 28 de marzo de 2017





                     IV
 
 
Tú me esperabas en los Quattre Canti
con tu belleza intacta, de otro mundo,
desenfrenando el vuelo de mis ojos.
La realidad perdida por Palermo
flotaba como un himno
silencioso, vibrante,
la realidad que huía ciega y sola.
Pero tú me esperabas
como quien nunca quiso conocerme,
sin separar el tiempo
de aquella sensación irrepetible.
La realidad se abría
en forma de corola macilenta,
guardándose el bullicio de una plaza,
el hueco que dejaste
mientras todo fue cierto.


                                                       (de RETABLO DE CENIZAS, 2011)

lunes, 27 de marzo de 2017























YA NO SIENTO LA LLUVIA
como cuando bajaba,
torrencial y sonora,
desde los canalones
de un patio de convento.
Su mansedumbre ahora
es recuerdo caído
sobre las losas, entre
macetas de centáureas,
bajo mi sentimiento.


                                                      (de DOMUS AUREA, 1999)

domingo, 26 de marzo de 2017

























EN LA ILUSIÓN MÁS HONDA
anidan los espectros,
humos azules, vanas despedidas.
Soñar con otra nieve
cruenta y desgarrada
no significa herirse sin ambages,
pero tal vez es óbice del llanto.
En el placer transido
reposan sementeras
que dan a luz un tiento poderoso,
alzado en remisión de lo invisible.
Poseer uno mismo
la soledad intacta
es embridar el aire sueño a sueño
y lucir las vacías vestiduras.
 
 
                     (de MÍNIMO SOL DE INVIERNO, 2006)
 
Lienzo de Helena Wierzbicki

sábado, 25 de marzo de 2017





    EL  MAESTRO  CANTOR

 
El último maestro
cantor cruza las calles
de Nuremberg,
rodea San Sebaldo
y piensa en unas farsas
carnavalescas, piezas sobre el pueblo
más digno de estar vivo.
El ladrón de caballos,
el diablo y la vieja,
campesinos, dementes y escolares
forman su observatorio,
aparecen modélicos, desnudos
de la vulgaridad donde se inscriben.
Hans Sachs sigue cruzando
la calle de los tiempos,
va hacia la Hermosa Fuente,
mira a un lado y a otro,
canta, silba.


                                       (de TEMPO DE VUELO SOSTENIDO, 2004)